¿A dónde van a parar las ayudas económicas internacionales que se envían a Cuba?

Para el venidero año, se implementará legalmente en Cuba, el mecanismo que regule la cooperación económica, por lo que el dinero de ayuda recibido hasta la fecha pudo ir a parar a cualquier parte, aunque irónicamente se diga que se destina a los servicios básicos que la población no ve.

¿A dónde van a parar las ayudas económicas internacionales que se envían a Cuba?

La miseria hace gala en las calles. El dinero va hacia los bolsillos de los gobernantes, lo dice el pueblo en las calles, lo muestra la gente en sus casas, en sus bolsillos, en sus despensas, en su dignidad mancillada a cada paso.

Lo asegura el mismísimo diario Granma, que por momentos comete deslices. Se entiende que Granma con frecuencia traicione a quienes les pagan por hacer maravillas en un universo de ficciones. La gente del órgano oficial han perdido el límite entre la verdad y la mentira, y de vez en cuando revelan datos oficiales que los ponen al descubierto.

Cuba ha ejecutado un promedio anual de 130 millones de dólares en proyectos de cooperación internacional en los últimos seis años y estima para el cierre de este año el empleo de unos 180 millones en más de 350 proyectos, no lo decimos nosotros, lo dice Granma.

La directora general de Colaboración Económica del Ministerio de Comercio Exterior y la Inversión Extranjera (Mincex), Magalys Estrada, destacó esta ayuda como “una muestra genuina solidaridad” que el país acepta, pero sin condicionamientos.

Estrada afirmó que en los últimos seis años la isla ha ejecutado un promedio anual de 130 millones de dólares, provenientes de fuentes diversas, entre ellas, los gobiernos de España, Japón, Francia y China, que envían ayuda a través de sus agencias especializadas.

“En el 2016 se estima una ejecución de 180 millones de dólares en más de 350 proyectos de colaboración y 36 millones de donaciones puntuales, entre los cuales se incluye parte de la ayuda recibida ante el paso del huracán Matthew”, puntualizó.

Según Estrada más del 90 por ciento de la financiación internacional que recibe Cuba se dirige “a garantizar servicios básicos de la población, en sectores estratégicos como el agroalimentario, agua y saneamiento, medio ambiente, salud y educación”.

Además destacó la ayuda recibida tras el azote del huracán categoría 4 Matthew, el pasado 4 de octubre, que causó importantes daños económicos en la zona más oriental del país, y se refirió de manera especial a la “respuesta inmediata y precisa” de Venezuela y la “movilización de recursos” de los organismos de Naciones Unidas.

Sin embargo, a pesar de las normativas existentes, Estrada anunció que para el 2017 una de las “tareas fundamentales” de la isla será concluir “la implementación del marco legal y regulatorio para la cooperación económica y científico-técnica que Cuba recibe y ofrece, en aras de hacer más eficiente el empleo de los recursos”.

Con información de Granma, Diario Las Américas y EFE.

¿Qué Opinas?